cámara web

Durante el año pasado, la dependencia en las videoconferencias ha llevado a un crecimiento colosal en aplicaciones como Microsoft Teams, Zoom, Google Meet, que en junio de 2020 creció un 894%, en comparación con su uso en febrero de 2020 gracias al uso de la cámara web.

Lo anterior también ha provocado una escasez casi mundial de cámaras web al tener muchos de los principales proveedores, un aumento enorme de la demanda.

Y es que comprensible que con estas tecnologías y aplicaciones que el año pasado nos ayudaron en el tránsito a la “nueva normalidad” para enfrentar las necesidades laborales, académicas, sociales y de entretenimiento, los usuarios hayan expresado su voluntad de permitir el acceso de las aplicaciones a su micrófono y cámara web. De hecho, estas herramientas han servido para enriquecer y facilitar las repentinas transiciones digitales de todos, ya sea en el trabajo o estudio, tan es así que este nuevo estudio revela que 48% de los latinoamericanos consultados dijo que pasan más de 4 horas al día conectados para trabajar y 24% indicó que invierten ese mismo tiempo estudiando o en labores académicas.

cámara web

Cámara web en esta nueva normalidad

La mejor manera de equilibrar los beneficios de los medios de comunicación modernos con la seguridad, es ejercer una consideración consciente con respecto a las aplicaciones y servicios que las personas utilizan y los permisos que solicitan. Por ejemplo, si una aplicación de videollamadas tiene permisos de cámara web, eso tendría sentido. Pero si hay una aplicación sin ninguna funcionalidad pertinente que solicita acceso al micrófono de una persona sin ningún motivo justificado, sería mejor investigar y explorar los permisos.

Estas conclusiones logran en gran medida ese equilibrio y resaltan la necesidad emergente que tienen las personas de sentirse seguras en el mundo digital actual, sin perder la función para la que han sido configuradas las cámaras y las aplicaciones de colaboración en el nuevo mundo del trabajo a distancia.

“Por supuesto, muchas personas no se familiarizan instantáneamente con los protocolos de seguridad relacionados con el uso de cámaras web y los procesos de ciberseguridad. Sin embargo, lo que estamos observando ahora es una fuerte tendencia positiva de mayor conciencia sobre la seguridad en línea y las amenazas potenciales. Esto conduce a un comportamiento más proactivo del consumidor, como tomar medidas preventivas y verificar los permisos antes de permitir el acceso al vídeo y al micrófono. También esperamos que el aumento de la conciencia de la ciberseguridad esté respaldado por la capacitación en concientización de seguridad organizada por las empresas para sus empleados, especialmente porque los dispositivos de audio y vídeo ahora se utilizan ampliamente para el trabajo a distancia”, comenta Marina Titova, directora de marketing de productos de consumo de Kaspersky.

Para sentirte más seguro al usar cámara web y para garantizar que el aumento de la comunicación virtual coincida con un aumento igual de personas que protegen su privacidad y seguridad, Kaspersky ofrece los siguientes consejos:

  1. Invierte en una cubierta simple y dedicada para tu cámara web a fin de brindar tranquilidad cuando no se utiliza la herramienta.
  2. Utiliza una solución de seguridad eficaz que ofrezca protección avanzada y sea apta para diferentes dispositivos, entre ellos PC, Mac, Android e iOS. Las aplicaciones como Kaspersky Security Cloud pueden protegerte contra el acceso no autorizado al micrófono.
  3. Analiza cuáles de tus aplicaciones actuales tienen permiso para acceder a tu cámara web o micrófono y elimina los permisos cuando no sea necesario.

Deja un comentario