[dropcap]E[/dropcap]l pasado lunes 27 de febrero fue el segundo día del Mobile World Congress y Sony ha presentado el Xperia XZ Premium, una revisión del dispositivo que la empresa presento en IFA (Internationale Funkausstellung Berlin) del año 2016, esta vez contando con un mejor procesador, cámara con múltiples novedades y con un mejor procesador en comparación a su anterior versión, vamos a conocerlo.

El Xperia XZ Premium de gama alta, el cual llega para competir con el iPhone 7 de Apple, el recién presentado LG G6, el Huawei P10 y el esperado Galaxy S8. Lleva el nombre de Xperia XZ Premium, donde se espera que triunfará al igual que su primera versión en el 2016.

El dispositivo estrella de la compañía llegará con un procesador Qualcomm Snapdragon 835, el cual ofrece conexiones más veloces para el dispositivo. Este chip viene acompañado con un módulo de 4 GB de memoria RAM y 64 GB de almacenamiento interno. Claramente un dispositivo que introduce todas las tecnologías que se esperan en dispositivos de gama alta en este 2017.

Por otra parte, tiene una pantalla de 5,5 pulgadas con una resolución en 4K, como su hermano el Xperia Z5 Premium, que fue desvelado también por la compañía en IFA 2015. Este nuevo panel se estrena con tecnología HDR, que mejora considerablemente la calidad de imagen en todo sentido, rango dinámico, profundidad de color, etc. Esta tecnología al comienzo sólo estaba reservada a televisores de gama alta de compañías como Samsung, LG y Sony, ahora al parecer comenzará también a implementarse en pantallas más pequeñas.

En cuanto su batería, contiene 3.230 mAh de capacidad, la cual puede ser recargada mediante Quick Charge 3.0 de Qualcomm, dispositivo que al tener Snapdragon 835, contará con varios modos de ahorro y cuidado para la batería, por lo que contará con una buena autonomía sin sacrificar tanto su procesador.

Sony Xperia XZ Premium

En el apartado fotográfíco, se estrena un sensor de 19 MP con un tamaño de 1/2.3 pulgadas. Este sensor permitirá capturar vídeos a 960 FPS, aunque esta cantidad sólo se utilizará durante una serie de segundos muy cortos a la hora de grabar.

Según la propia compañía, el nuevo sensor del smartphone es capaz de capturar más luz que sus anteriores modelos, por lo que sacaría mejores fotografías nocturnas y a tiempos de exposición más reducidos o en movimientos, exactamente, el sensor es capaz de capturar un 19% más de luz con un 50% menos de ruido.

El apartado fotográfico es uno de los puntos más favorables para Sony, por lo que también estrenaron un sistema conocido como Motion Eye, que reduce la distorsión de imágenes en movimiento gracias a su alta capacidad de disparo, al igual que se integran tecnologías ya introducidas en dispositivos como el Xperia XZ y X Performance, sistema de tres sensores, enfoque en movimiento, etc.

Al igual que sus anteriores dispositivos, el dispositivo cuenta con certificación IP68 frente a polvo y agua, también la compañía ha vuelto a apostar por el cristal como principal material de construcción, el cual había sido abandonado en la gama Xperia X y en su primera versión XZ.

Sony ha lanzado un dispositivo muy potente en todos sus aspectos, pero en este 2017 será complicado llegar al triunfo ya que la competencia está más fuerte que nunca, por lo que le resultará difícil, pero no imposible.

Print Friendly, PDF & Email