¿Crisis en la cadena logística? ¿Cómo la nube ayuda a superarlas?

Las disrupciones sin precedentes en la cadena logística causadas por COVID-19 han cambiado para siempre la forma de operar los negocios. En total, la crisis podría costar a la economía global USD 2 trillones este año. Tal como mencionó el profesor del MIT Yossi Sheffi en un webcast reciente, las disrupciones causadas por el virus no se parecen a otros disturbios recientes al comercio global. A diferencia del incidente nuclear de Fukushima, las inundaciones en Tailandia o los huracanes y terremotos en general, “la pandemia afecta, tanto la demanda como al suministro” en el mundo entero.

Por otro lado, en muchos casos, COVID-19 está simplemente exponiendo problemáticas ya existentes en la cadena logística. Muchos negocios todavía confían en el modelo antiguo, donde la información se junta en un punto central en que las demás partes pueden acceder, pero las cadenas de suministro no son empresas independientes, son redes complejas de organizaciones vinculadas entre sí. Crear un sistema en el cual los datos pueden fluir es vital.

¿Cómo superar este problema? La solución es una aplicación para cadenas de suministro en red basada en la nube, que brinda la conectividad entre las organizaciones que demanda el comercio moderno rápido actual. En una cadena de suministro en red, se pueden tomar pasos proactivos para evitar roturas en la cadena y mejorar la eficiencia. En lugar de apagar incendios, las personas pueden anticipar lo que sucederá. En una red en vivo, el sistema registra disrupciones como envíos tardíos, desde distintos lugares, para determinar la causa. También puede considerar las distintas variables para evitar que la problemática se amplifique y propague.

tecnología inteligente 5G

Considerando patrones históricos de visibilidad en tiempo real de la red e, inteligencia predictiva, el centro de control de la cadena de suministro moderna puede realizar una acción inteligente que permite que cada parte responda efectivamente. En este caso, puede identificar la necesidad de realizar mayores envíos a tiempo, sin demandar en exceso a los proveedores para que no sobre mercadería después.

Este tipo de cadena de suministro en red ya es posible, y puede disminuir el impacto de brechas de oferta y demanda que enfrentan actualmente las empresas de manufactura y los clientes. Sin embargo, conforme a Gartner, solo el 25%  de los responsables de las cadenas de suministro afirman que los proyectos digitales de sus empresas están alineados con un proceso único de cumplimiento.

Aunque la crisis actual ha tenido un impacto devastador tanto en la salud humana como en el bienestar financiero global, también vemos cómo puede actuar como un acelerador del progreso difícil de lograr en circunstancias comunes. Las empresas acostumbradas a coordinar cadenas de suministro limitadas en su alcance y que se basan en tecnología antigua pueden estar temerosas de la inversión en tiempo y dinero que necesitan para un paso a sistemas modernos de vanguardia. Pero estos sistemas no son experimentales, y los casos del mundo real comprueban como las cadenas pueden operar inteligentemente en tiempos de crisis como el actual.

Además, la tecnología moderna permite avanzar hacia las cadenas de suministro autónomas. Es así porque un sistema en red efectivo preparado para la inteligencia artificial y para el machine learning brinda visibilidad predictiva en tiempos de crisis.   Imaginemos que una cadena de suministro inteligente puede predecir con precisión el impacto de la pandemia en las necesidades hogareñas antes de que surjan faltantes. O que el impacto en las PYMES en momentos de cambios repentinos puede predecirse. Viviremos en tiempos como ese antes de lo que pensamos.

La resiliencia de la cadena de suministro permite a la organización planificar, ejecutar y registrar cambios lo antes posible. Estas capacidades ayudan a los líderes empresariales a tomar acciones para efectivamente navegar en momentos de pandemia y crisis futuras. La tecnología ya existe para desarrollar cadenas de suministro globales, en red que sean resilientes y flexibles. Se deben implementar lo antes posible antes de que llegue una nueva crisis.

Columna redactada por Rubén Belluomo, gerente comercial Cono Sur de Infor. Puedes encontrar más artículos en la web de Zoom Tecnológico.

A %d blogueros les gusta esto: