Tanque de Tinta Presencial

Con la llegada del mes de marzo también llega la vuelta a clases presenciales, es por esto que padres, apoderados y la comunidad educativa en general ya se preparan para iniciar las actividades, siendo una buena alternativa la impresora de tanque de tinta para ahorrar costos al término de la jornada.

Independiente de la modalidad de educación- presencial, online o híbrida- el periodo académico 2021 comienza con muchos hogares equipados con una herramienta imprescindible para los estudiantes, las impresoras. Ya que durante el 2020 vivieron un verdadero boom de conversión desde la tecnología que utiliza cartuchos hacia el tanque de tinta, pasando de representar casi el 50% del mercado en número de unidades, el 2019, a más del 65% el año pasado.

“El 2020 el mercado de impresión hogar se mantuvo, sin embargo, el número de unidades vendidas de tanque de tinta creció sobre el 35%, mientras que el cartucho cayó en una proporción similar. Esto se traduce en que la tecnología de tanque de tinta se ha impuesto en la casa. Actualmente, casi 7 de cada 10 impresoras que hay en los hogares chilenos es de este tipo”, explica Victoria Catuzzi, Product Manager de Impresión de Consumo de Epson Chile, quien agrega, además, que durante el año pasado se produjo un alza en la venta de consumibles lo que podría explicarse por esta conversión y por una mayor intensidad de impresión en el hogar.

impresora para estudiar

Tanque de Tinta destaca en el año escolar 

Epson ha sido pionera en introducir esta tecnología con su EcoTank, con un portafolio que se ajusta muy bien a las necesidades de las familias.

“El principal beneficio que entrega el sistema de tanque de tinta tiene que ver con el ahorro, su rentabilidad no tiene comparación, al reducir enormemente el costo por página: un juego de cuatro botellas de tinta puede rendir hasta 7.500 páginas, mientras que con la otra tecnología son necesarios 35 juegos de cartuchos para imprimir lo mismo. El bolsillo familiar agradece el ahorro y por eso se ha cambiado a esta tecnología”, detalla la profesional.

Esta característica es el sello común del portafolio que Epson trae para la vuelta a clases compuesto por las impresoras L3110, L3150 y L4160.

Review Epson L3150

Otra de las ventajas que ofrece la compañía japonesa es que todos sus equipos cuentan con la mayor cobertura y disponibilidad de insumos en todo el país.

“Si bien el tiempo para reemplazar la tinta es más largo en impresoras con tanque, de todos modos hemos estado trabajando para asegurar de que las botellas de recambio estén disponibles en todo momento”, explica Victoria Catuzzi quien también señala que en el contexto de pandemia que se vivió el año pasado “nuestro servicio de asistencia técnica remota permitió resolver problemas que en ocasiones se producen con los equipos, lo que, sin dudas es un plus que evita que ante problemas menores los usuarios no deban desplazarse para que sean revisados por un técnico de manera presencial”.

Deja un comentario