El trabajo colaborativo y la ansiada reactivación económica

Seguir vendiendo, con la incertidumbre de la pandemia y las decisiones cambiantes que impiden grandes planificaciones, es el escenario en el que se han debido mover las micro, pequeñas, medianas y grandes empresas que hoy buscan cómo mantener sus operaciones mediante el trabajo colaborativo.

Muchas cosas han cambiado en este último año, y nos han hecho replantearnos el cómo seguir avanzando en un escenario completamente incierto. La forma de relacionarnos se trastocó y la tecnología llegó para quedarse. Relacionarnos con personas, negocios u organizaciones -que están a cientos o miles de kilómetros de distancia- ya no es un imposible, ni privilegio de algunos. El mundo digital está a nuestra disposición y es fundamental saber aprovecharlo.

CoWork Antofagasta

Trabajo colaborativo potencia la reactivación

Por lo mismo, hoy más que nunca, las plataformas colaborativas y el trabajo colaborativo tienen cada vez más importancia para conectarse y dar un primer paso para desarrollar un vínculo de confianza que permita potenciar los negocios de todo tipo. Ese es el valor que ha adquirido un espacio como “Negocios con Impacto”, que permite unir a cientos de empresas y emprendedores que buscan ver el “vaso medio lleno” en estos tiempos de incertidumbre, y aprovechar la oportunidad de sumarse a los desafíos que genera reactivar la economía a través de herramientas vinculadas a la transformación digital.

Durante cinco años, hemos vinculado de manera presencial -en primera instancia- a emprendedores, pymes y grandes empresas para potenciar negocios locales, con la convicción del beneficio que esto trae para todos. Hoy, hemos conseguido robustecer una plataforma digital, dinámica y exitosa para convocar a actores de las más diversas áreas de la economía.

Si tradicionalmente creíamos que un buen vendedor era quien tenía el mejor relato o era el más convincente; hoy, sin embargo, la experiencia que nos da haber realizado 23 Rondas de Negocios con Impacto, donde han participado más de 8.000 personas y empresas, nos ha permitido entender que un exitoso proceso de venta tiene también que ver con generar vínculos de confianza, incluso a distancia. Se trata de un lazo que, cuando se genera, se transforma en un vínculo virtuoso, en donde la relación ya no es cliente-proveedor, sino que entraña objetivos comunes como socios que comparten productos o servicios a cambio de propuestas de valor.

mercado de oficinas

En este camino, en el que reconocemos a muchos actores, queremos seguir aportando a que miles de emprendedores y empresas se sigan conectando. La coyuntura de crisis sanitaria nos enfrenta a grandes desafíos y Chile y el mundo necesitan negocios conscientes de su impacto, dispuestos a hacerse cargo respondiendo con una verdadera reactivación sostenible, privilegiando la economía local, el consumo eficiente de los recursos y una cadena de valor con consciencia de triple impacto.

Estas rondas pueden ser una efectiva herramienta para promover la vinculación y complementariedad entre industrias y empresas, además de un espacio de intercambio comercial que facilita la materialización de inversiones y desarrollos de nuevos negocios, además de una fuente de transferencia y difusión sobre nuevas tecnologías, prácticas, y tendencias de mercado. En la actual situación de crisis sanitaria, el ecosistema emprendedor y las empresas necesitan de la tecnología y soluciones creativas no sólo para seguir vinculándose, sino que para crear valor en conjunto en torno a estos valores. La reactivación debe ser con un sello de triple impacto, consciente del medio ambiente, con mirada regional y atenta a resolver, con soluciones creativas, los desafíos que impone la situación actual incorporando al trabajo colaborativo.

Columna redactada por Sebastian Rodríguez, Gerente General de Emprediem Chile y Zdenka Astudillo, directora ejecutiva de Sistema B. Conoce más artículos de opinión en Zoom Tecnológico.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: