5G: una oportunidad para avanzar en I+D

Ya estamos comenzando a hablar sobre 5G y los beneficios que traerá a nuestro país, tanto para los usuarios como para las distintas industrias con una mejora en la calidad de vida y un aumento en la productividad. Además, si se suma a áreas como la investigación y desarrollo puede ser catalizador de avances relevantes a nivel país. Pero, ¿cómo conseguirlo?

Se trata de una tarea compleja, sobre todo si consideramos que nuestro país no ha dado el salto en materia de I+D. De hecho, de acuerdo al Índice Global de Innovación 2020, Chile se ubica en la posición 54ª de 130 países, retrocediendo de manera progresiva desde 2012. Prueba de ello es que hoy el gasto en I+D representa solo el 0,35% del PIB nacional, siendo uno de los países OCDE que menos invierte, quedando muy por detrás de naciones como Francia o Alemania, que han visto en la investigación y desarrollo el camino para mantener los índices de competitividad local.

Redes Inteligentes

La solución a esta problemática puede estar más al alcance de lo que pensamos. Un camino es dar una vuelta de tuerca y adoptar una de las premisas contemporáneas: la colaboración. El desafío de impulsar la investigación y el desarrollo debe ser asumido en forma integral a través del Estado, el mundo privado y la academia, no sólo a partir de la inversión, sino que también generando instancias de diálogo y trabajo que permitan identificar necesidades y avanzar paulatinamente hacia una cultura donde el I+D sea parte del ADN de los proyectos futuros. Sin duda, es momento de implementar lo que los anglosajones denominan como “coopetition”; una mirada que busca que todos los actores, sin importar que seamos competencia, colaboremos en pos de un objetivo que aporta al bien común, como es este caso.

Actualmente ―cuando nos preparamos para la implementación de 5G― tenemos la oportunidad de crear nuevos espacios para la innovación. Así partió el desarrollo del Lab 5G que trabajamos de la mano del Centro de Innovación de la Universidad Católica. Será un espacio de vanguardia que resolverá desafíos en torno a la quinta generación de redes, explorando y acelerando soluciones y aplicaciones multiindustria con los principales actores del ecosistema de innovación: investigadores, estudiantes, emprendedores y empresas de distintos sectores productivos, permitiendo acercar a las pymes al I+D para mejorar sus procesos, crecer con base en la innovación y diferenciarse dentro el mercado.

laboratorio 5G en Chile Tecnología 5G

Para navegar en la revolución digital será necesario priorizar esta discusión en forma transversal. Por mucho que los beneficios ofrecidos por 5G como vehículos autónomos, cirugía remota, o inteligencia artificial sean significativos, sin un espacio adecuado para la investigación y el desarrollo, ponemos en jaque el gran potencial de un país que podría transitar de seguidor de tendencias a una nación creadora de ellas.

Columna redactada por Felipe Gómez, director de Desarrollo de Claro Chile. Conoce más artículos de opinión en Zoom Tecnológico.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: